Cinco pilotos, cinco grandes premios. 8000 vueltas analiza el final del mundial de Fórmula 1

Ni muy viejo ni muy joven. En mis 20 años siguiendo la Fórmula 1, con más o menos interés según la época, jamás había vivido un campeonato en el que a falta de 5 carreras hubiera 5 pilotos con grandes opciones de lograr el título. Quizás el mejor ejemplo lo tengamos bastante cercano en el tiempo. Gran Premio de Brasil de 2007: Kimi Raikkonen, a la postre campeón, Lewis Hamilton, a priori el gran favorito al ser el líder antes de llegar a Interlagos, y Fernando Alonso se jugaban el título a una sola carrera.

El desenlace lo conocemos. Lewis Hamilton la lía con uno de los múltiples botones de su volante y pone el coche en punto muerto diciendo de este modo adiós a sus opciones de título. Por delante, Ferrari hace que Kimi Raikkonen supere a Felipe Massa en una maniobra de equipo perfecta y bastante menos evidente que la vivida este año en Hockenheim. El finés se hacía con su primer y, hasta ahora, único título. Tres pilotos para una carrera, quizás una de las más emocionantes de los últimos años. Aunque la de 2008 tampoco tuvo nada que envidiarle.

Nos quedan aún cinco grandes premios de la temporada 2010: Singapur, Korea, Japón, Brasil y Abu Dhabi. Cinco carreras para decidir quién será el nuevo campeón; para lo que contamos con cinco candidatos de auténtico lujo, y entre ellos tres campeones del mundo. Vamos a desgranar las opciones de cada uno de ellos.

Comenzamos con Fernando Alonso, por eso de ser español y por eso de que tras la victoria en el Gran Premio de Italia se metió de lleno en la lucha por el título. Después de una temporada que no podemos calificar como excelente, con más sombras que claros, Ferrari parece haber encontrado la fórmula de su F10. En Ferrari han sufrido mucho con las evoluciones de su monoplaza. Primero fue el F-Duct y después los difusores soplados, mucho implemento para un coche que en pretemporada demostraba ser el más rápido y fiable pero que una vez que comenzó la temporada se diluyó por completo. Pero esa es agua pasada, Fernando Alonso es el piloto que más puntos ha conseguido en los cuatro últimos grandes premios y ahí no queda todo.

Felipe Massa, el segundo piloto aunque se nieguen a reconocerlo, también está aportando a Ferrari como no lo había hecho hasta ahora, y eso es una ventaja para Fernando Alonso. El asturiano es el único piloto de los cinco candidatos que no tiene a su compañero como rival. Massa tendrá que sumar con Alonso y no restarle. Aunque no todo es vino y rosas para la escudería italiana. Los 21 puntos de desventaja son casi un gran premio (si lo traducimos al sistema antiguo, unos 8 puntos de desventaja). No son demasiados para 5 carreras. Además ya no es el último del pelotón de candidatos al título, ahora es tercero de la clasificación por lo que hay otros detrás que no dependen de sí mismos. Opciones de título: 7/10.

Una vez analizado al piloto español, toca el momento del líder del mundial, Mark Webber. El piloto austrialiano es la gran sorpresa, o no tanto, de la temporada. El piloto más veterano con opciones de título y que antes de llegar a una escudería ganadora pasó por otras de un perfil sensiblemente inferior como Minardi, Jaguar o Williams. En Red Bull no creo que ni siquiera se crean que Mark Webber sea líder del campeonato y quizás ahí esté una de las grandes desventajas de Webber.

El australiano ha forjado su liderato a base de victorias en la parte central del campeonato. Es el piloto que más victorias ha logrado esta temporada y el que menos abandonos acumula, tan sólo uno en el Gran Premio de Valencia. A favor, las ganas de victoria y las ganas de volver a decir a Red Bull que no lo hace nada mal para ser el piloto número 2. En contra, el propio equipo, que cree mucho más en Sebastian Vettel que en él a pesar de todo. Tampoco ayuda que Webber sea un piloto que bajo presión no sea tan efectivo como cuando tiene carreras limpias. Con espacio por delante, Webber es un piloto efectivo al que es difícil encontrarle alguna pega; pero cuando las cosas se tuercen, es difícil ver a Webber en una actuación magistral. Opciones de título: 8/10.

Llegamos al que quizás es el piloto más controvertido, pero muy valorado por los redactores de 8000vueltas por su agresividad al volante: Lewis Hamilton. El campeón del mundo de 2008 es a la par un piloto polémico dentro de la pista y genio del volante. Si me preguntaran por un piloto que ha dado espectáculo esta temporada, ese no sería otro que el británico. Sus maniobras son cuestionables y el apoyo de la FIA en ciertos momentos con sus no-sanciones, también. Lewis Hamilton es un piloto temperamental al estilo de Juan Pablo Montoya: primero realiza la maniobra y luego piensa en las consecuencias de la misma. Esa razón le ha impedido estar en estos momentos como líder y en Monza le mandó fuera a las primeras de cambio. Sus errores a veces son excesivos; pero respondiendo a todos aquellos que dicen que Lewis Hamilton perdió un título en 2007 por sus errores, les diría que estamos en 2010, que aquel rookie ya ha sido campeón del mundo y que lleva cuatro años en lo más alto de este deporte. En momentos de presión a veces falla, pero también suele regalarnos grandes momentos. Opciones de título: 8/10.

De un piloto de McLaren a otro. Jenson Button triunfó el año pasado con el mejor coche de la parrilla. En 2010 quiso ampliar horizontes y mandar callar a todos aquellos que decían que su título fue únicamente porque el Brawn GP BGP001 era un coche superior al resto. Se marchó de una escudería en donde era el piloto número 1 y el ojito derecho de Ross Brawn a otra en la que el favorito era otro, y ni siquiera su condición de actual campeón pudo hacer cambiar la jerarquía. Button ha ganado dos carreras esta temporada, y las dos gracias a una buena estrategia. El inglés se mueve como pez en el agua cuando el resto no sabe qué decisión tomar, y entre él y su ingeniero sacaron petróleo de dos situaciones extrañas. En Monza, Button, al igual que Alonso, cogió aire y su segunda plaza le colocó de nuevo en la lucha. 22 puntos de desventaja, uno más que Alonso pero con una trayectoria algo caótica. Los fallos del resto han permitido que siga en la lucha. Opciones de título: 5/10.

Llegamos al último de la lista: Sebastian Vettel, con 24 puntos de desventaja entre Mark Webber y él. Pasa por ser el sucesor de Michael Schumacher, pero ha vivido una temporada llena de altibajos: victorias dominantes, errores infantiles e incluso incidentes con su propio compañero. Si al comienzo de temporada hubiéramos apostado nuestro dinero por algún piloto, Vettel era casi una apuesta segura. Eso sí, gracias a un talento nato llamado Adrian Newey y a un equipo que ha fabricado uno de los mejores coches de la historia de la Fórmula 1. Vettel es joven y eso se nota. Su cabeza, a pesar de ser alemán, sufre los mismos síntomas que la de Lewis Hamilton. A veces los cables se cruzan y no todo sale como se espera. Vettel cuenta con la ventaja de que en Red Bull confían ciegamente en él a pesar de tener a su compañero mejor clasificado. El problema para la escudería es el mismo que tienen en McLaren, tienen que repartir esfuerzos entres sus dos pilotos y eso hace mella. Opciones de título: 7/10.

Pero tampoco podemos olvidar lo que queda por delante. Cinco grandes premios, cinco carreras que a priori son favorables para el Red Bull RB6, aunque el mejor coche de la parrilla tiene su propio talón de Aquiles, y ese no es otro que las salidas. Las 12 poles en 14 carreras han significado menos victorias de las que se podría presagiar. Una vez los semáforos se apagan, los Red Bull son incapaces de mantener la posición y eso fuerza a que sus pilotos realicen maniobras tan arriesgadas como la de Sebastian Vettel en el Gran Premio de Alemania de este año. Sea como fuere, nos esperan dos meses de la mejor Fórmula 1 que pudiéramos esperar.

Artículos relacionados

7 comentarios en “Cinco pilotos, cinco grandes premios. 8000 vueltas analiza el final del mundial de Fórmula 1”

  • ruedix

    22 de septiembre de 2010 a las 17:55

    ¿Habrá GP de Corea?
    Eso cambiaría mucho las cosas…

  • Lasheras

    22 de septiembre de 2010 a las 22:48

    Gran artículo!

    A mí Hamilton cada día me gusta más. Vale, me cae mal, es sucio, es temerario, le pillan haciendo trompos por la calle…pero me encanta. Para mí, su comportamiento es un síntoma de que se encuentra bien, en su mejor momento quizá. Y si no gana este año no será por no haberlo peleado – no sanciones a parte -. Como dice el anuncio: cuanto mejor es el malo, mejor es la peli.

    Por otro lado, siempre he considerado que sólo había dos pilotos en todo el campeonato capaces de hacer algo especial: Hamilton y “Magic” Alonso. Pero sinceramente este año a Alonso parece habersele acabado la magia. Todo el año lleno de altibajos, incluso en sus mejores carreras.

    Ojalá me equivoque y lleguemos a la última carrera con 5 candidatos, pero creo que el artículo lo dice todo:

    Webber: 8/10
    Hamilton:8/10
    Alonso:7/10, lo que quiere decir que depende cómo le vayan las cosas.

    Salu2

  • Staff

    delarosa

    23 de septiembre de 2010 a las 00:24

    Yo también creo que Hamilton ha sido el mejor luchador de este mundial. Los pilotos de Red Bull se han peleado entre ellos y han perdido oportunidades que Lewis ha sabido aprovechar.
    Button y Vettel, por mi parte, también están KO, pero no hay que olvidar que, por puntos, están igual de cerca que Alonso.
    La diferencia es que Alonso ha ido a más, Vettel a menos y Button a trompicones.
    No nos olvidemos de Massa, podría incluso llegar a perder el 6º puesto a manos de Rosberg o Kubica ¡será paquete!.

    Extra Lap
    Genial Kubica.

  • RatON

    24 de septiembre de 2010 a las 13:01

    Exactamente, Hamiltón puede caerme de pena, pero lo cierto es que le da esa pizca picante a cada gran premio, porque sabes que haga lo que haga, siempre va a estar ahí presionando. Es un gran piloto.
    Y en el fondo, hace falta gente así para no ver una carrera de Scalextric en la que no adelanta ni Dios.

  • jarnu

    10 de octubre de 2010 a las 03:01

    Hola,

    en breve, el gran premio de Japón. parece que Hamilton se va a descolgar, o complicará sus opciones.

    Quería usar esta noticia para exponer o comentar una estúpida cuestión de la lengua castellana, después de hablarlo, como todo, con mi mujer hace mucho -gran aficionada-.

    Qualifying y su traducción. Oigo calificación por doquier. Mi dominio del inglés no es estupendo pero creo que clasificación, aplicado a este caso, se ajusta más. Sé que es anodino para algunos este tipo de disputas, pero lo sigo viendo y oyendo. Espero más respuestas posibles porque puedo no ver algo obvio.

    Calificar es evaluar, clasificar es ordenar. La prueba contra el crono antes de una carrera es para determinar el orden de salida. La evaluación de esos mismos pilotos ya se ha hecho pues tienen la superlicencia, ¿verdad?

    Vemos cómo jueces califican en gimnasia y natación sincronizada, les dan notas y esas notas determinan una clasificación, un orden en los premios.

    Un coche contra el crono no se califica, no es bueno, malo, lento, rápido. Seríamos jueces nosotros. Es primero, segundo, tercero, etc. Se clasifica respecto a los tiempos de los otros contra el crono, no respecto a un criterio personal, más o menos subjetivo, de unos jueces.

    Y si usamos el DRAE ya no deberían quedar dudas. Espero que ayude.

    P.D.: Lo hacéis de p.m. en vuestro artículo pero aun hay periodistas que, en vivo, se ensañan en su ignorancia y discuten en abierto.

  • Staff

    delarosa

    10 de octubre de 2010 a las 23:21

    @jarnu
    Me ha hecho gracia tu comentario porque cada vez que lo oigo me enfado un poco. Tienes toda la razón, of course.

    Extra Lap
    Esta mañana me he indignado escuchando al señor calvo diciendo tonterías sobre un coche al que habían subido a Hamilton para una vuelta de exhibición. Se trataba de un BMW Isseta que, por supuesto, no conocía. Y haciendo comentarios absurdos sobre el Lotus en el que rodó Bruno Senna, haciendo gracias sobre si sería más rápido que el HRT. Lamentable esa manera de restarle valor al laborioso y complicado proyecto que están sacando adelante. En su ignoracia pensará que es fácil llegar a clasificarse para un GP de F1.
    A veces es mejor quedarse callado…

  • Enjuto

    25 de octubre de 2010 a las 20:29

    Traidoreessssssss, fuera hamilton viva Alonso campeooooooooón

Deja un comentario