Los coches más caros del mundo

¿Por qué conformarse con un Bugatti Veyron pudiéndolo tener todo? Un Ferrari Enzo, un Pagani Zonda o un Koenigsegg Agera son baratijas si eres un común mortal cuya máxima aspiración es ganar el Euromillón y realizar fastuosas adquisiciones de cuatro ruedas para disfrutar las mieles del lujo.

Con los coches ocurre una cosa curiosa: cuanto más dinero te gastas en un coche más absurdo es el coche que te compras; y no es por el coche en sí, sino por el uso que le vayas a dar. Los coches están hechos para ser conducidos y, usualmente, los coches caros están hechos para ser conducidos muy rápido. Llegados a una determinada cantidad de dinero, la mayoría de los vehículos cuya cotización supera ese valor dejan de estar en la carretera -o en los circuitos- para permanecer a buen recaudo en garajes o, en algunos casos, en museos.

Yo hablo de dinero de verdad, no de chucherías.

Ciertamente, algunos ejemplares son verdaderas joyas únicas que habría que apartar de las manos de ciertos zopencos multimillonarios para que se preserven en un hábitat seguro, un ambiente controlado que permita que no se destruyan algunos iconos de la automoción del S. XX. Y, en estas latitudes, un servidor se pierde con los precios y no sabe asignarle a cada coche su valor adecuado. Por ello recurriremos a la lista generada por supercars.net.

Esta lista contempla unicamente los coches que han cambiado de manos por medio de subasta (en transferencias privadas la cantidad pagada suele ser un misterio, especialmente para Hacienda, que somos todos). En dicha lista se hace patente una máxima: la gente paga por un sueño y no por decisiones racionales, número de unidades supervivientes, historia o rareza del aparato en cuestión. Todos estos factores son complementos que regulan o redondean el precio; pero, al final, los coches míticos lo son porque los llevamos grabados a fuego en nuestro cerebro.

Y el coche más caro del mundo es…

¡¡Un Ferrari!! Predecible, ¿no? Pues esto no es nada, 7 de los 10 coches más caros del mundo son Ferrari (¡y 5 de ellos son Ferrari 250!) y 8 de los 10 son italianos. Definitivamente, alguien ha sabido vender muy bien su producto.

Veamos el Top Ten.

1.- 1957 Ferrari 250 Testa Rossa 0714TR (9.020.000€).

2.- 1958 Ferrari 250 Pontoon Fender Testa Rossa 0738TR (No adjudicado por 7.888.562€).

3.- 1967 Ferrari 350 Can-Am 0858 (no adjudicado por 7.250.000€).

4.- 1961 Ferrari 250 GT SWB California Spyder 2377GT (7.040.000€).

5.- 1937 Bugatti Type 57SC Atalante Coupe (5.617.021€).

6.- 1959 Ferrari 250 GT LWB California Spider Competizione 1603 GT (5.148.936€).

7.- 1965 Shelby Daytona Cobra Coupe CSX2601 (5.141.843€).

8.- 1933 Alfa Romeo 8C 2300 Monza Brianza Spider 2311218 (4.758.865€).

9.- 1964 Ferrari 250 LM 5845 (4.510.000€).

10.- 1961 Ferrari 250 GT SWB Berlinetta SEFAC Hot Rod 2845 GT (4.329.787€).

Todos ellos son ejemplares especiales y únicas porque tienen su propia historia y, en muchos casos, pedigree en competición. Merece la pena echarle un vistazo a la lista completa (es el Top 100 de los coches más caros), porque hay algunas varias sorpresas y curiosidades.

Definitivamente, no hemos nacido para ser pobres. Pero es lo que hay.

Fuente: Supercars.net

Extra Lap

Uno de los lugares del mundo donde se pueden ver más coches es el Nikki Beach de St. Tropez  (con sucursales en varios paises). Este fin de semana puedes ver el GP de Canadá desde su terraza.

En realidad no es un sitio para ir a ver coches, más bien es para que, como mucho, vean el tuyo. De ambiente racing más bien poco. Eso sí, chicas y champán para aburrir.

 

Artículos relacionados

11 comentarios en “Los coches más caros del mundo”

  • Sr.Espada

    9 de junio de 2011 a las 04:25

    Ya se sabe que los viajes en el tiempo son uno de los grandes anhelos del hombre romántico , aquel que quiere rescatar el gusto de lo clásico para traerlo de vuelta al hoy y mejorar lo presente. Pero no pocas veces, lo presente está tan desnaturalizado en esencia y presencia que cuando el observador , melancólico, quiere encontrar aquella semilla originaria , sólo se encuentra tierras extrañas y áridas.

    Y es que, hubo tiempos en que las soluciones técnicas no se medían en costos económicos o ecológicos. Los estándares de seguridad no condicionaban las formas de la carrocería o la arquitectura de ciertos elementos estructurales…
    Aquellos son hoy tiempos remotos, de una época reciente y a la vez tan lejana como los comienzos de nuestra especie. ¿Qué precio pondrían ustedes por poder contemplar (si fuesen aficionados a la biología , por ejemplo) cómo era el mundo hace 1 millón de años?
    Quizás pueda parecerles exagerado (es cierto que el progreso se ha frenado en muchos frentes en el sector del automóvil) ,pero no lo es menos que los automóviles a motor han evolucionado a ritmos vertiginosos (cuestión discutible si sólo hablamos del mundo del motor) si los comparamos con la transformación evolutiva de un ser orgánico.

    Yo mismo, querría experimentar cómo era ser un Gentleman Driver de la época, unos tiempos Dorados y ancestrales que dieron cuna y pecho a la pasión automovilística deportiva de la que menos va quedando cada día. Como yo, seguro que habrá quien mire atrás con anhelo y piense en poder pilotar en la prehistoria….del automovilismo.

    Encantado de saludarles.

    p.d: Sin lugar a dudas, hablar de la historia de Ferrari es hablar de la historia del automovilismo deportivo.

  • Vaaasiul

    9 de junio de 2011 a las 06:43

    Acabo de abrir tu página, es lo primero que hago todos los días, y comienzo a leer el artículo esperando algo nuevo y me sorprende esos datos son antiguos el pasado año en algunas subastas se pagaron precios bastante más elevados por al menos un Bugati(Gooding and Company Sells 1936 Bugatti Type 57SC Atlantic) y un 250 GTO (Ferrari 250 GTO (4675 GT) Sold – RM Auctions).

  • Autor Staff

    delarosa

    9 de junio de 2011 a las 08:43

    @Vaaasiul
    Pues debes de tener razón, no estoy muy ilustrado en estos temas. El enlace me lo enviaron hace unos días, me pareció interesante y dí por hecho que estaba actualizado. Lo puse por mera curiosidad, que no es más que eso, una curiosidad.

    Concretamente lo del GTO lo recordaba pero pensaba que se había quedado obsoleto (y de las cifras no tenía referencia, son números muy grandes como para recordarlos).

    En fin, un fallo de principiante. Mis disculpas.

    Saludos

  • PATABRAVA

    9 de junio de 2011 a las 09:25

    Gracias a Dios no me ha tocado aún el Euromillón.

    Sería la persona más desgraciada de la tierra, por haberme gastado todo antes de la página 15 del “Classic Cars”…

    De todas maneras pensando como mega-rico, supongo que seguiría teniendo el dilema entre DISFRUTAR de, por ejemplo, mi 375 MM o bien dejarlo guardadito en una burbuja por tener una responsabilidad moral con las generaciones venideras.

    Vamos, que en realidad tengo claro lo que yo haría, pero debería estar prohibido por ley universal usar esos aparatos por nadie que no fuera yo…

  • Javier

    9 de junio de 2011 a las 10:13

    Bugatti es francesa.

    8 italianos, 1 frances y un americano.

    Por el resto buen reportaje.

    En mi caso, no me compraría ninguno de estos coches, me parece obras de museo que no se pueden sacar a la calle.

    Yo me decantaría más por coches que aun siendo obras de arte sí se pueden conducir:
    Porsche 959
    Ferrari F40
    Porsche 911 carrera Rs
    Lambo Miura
    McLaren F1

    Sigues siendo coches exclusivos, pero utilizables.

    Un saludo

  • David

    9 de junio de 2011 a las 10:29

    Gracias a dios al menos el Ferrari 250 está en el Forza, algo es algo :)

  • cocanuto

    9 de junio de 2011 a las 12:55

    Ya que no soy millonario por lo menos aprender ingles que veo que es imprescindible.Y decididamene no me gastaba un duro en esas “cacharrerias”.Me lo gastaba en otras piezas de museo LANCIA INTELGRADE,FORD RS200,MERCEDES 190 EVO,BMW SERIE 8,ALFA RZ.Todos y cada uno de ellos para el dia a dia.

    PD:Sr.Roca dejese ver ya por aqui…….!!!!

  • Autor Staff

    delarosa

    9 de junio de 2011 a las 16:15

    @Javier
    Definitivamente, ayer no tuve un buen día. Corregido.

  • nachetetm

    9 de junio de 2011 a las 19:42

    Cuando uno tiene tanto dinero para gastar, el límite lo pone la disponibilidad del mercado. ¡Que duro debe ser estar forrado y no poder comprarte, por ejemplo, un Talbot-Lago T150 Figoni&Falaschi porque no sale ninguno a la venta!
    En cualquier caso, esta lista se me antoja muy incompleta. De hecho, me aventuraría a decir que se trata sólo de los coches más caros de 2010. Fuera de subasta, Chris Evans pagó por su Ferrari 250 GTO 12 millones de libras. Lo que se gastaría en pintarlo de blanco es calderilla, jeje.
    Remontándonos a las pesetas, hace ya más de 20 años se pagaron 1.300 millones (casi 8 millones de €) por un Bugatti Royale. En aquel momento, record absoluto, y ya por encima de muchos de los coches de esta lista.
    De los mostrados hoy aquí, el California Spyder competizione (con carrocería de aluminio en vez de acero con respecto a los “no competizione”) y sobre todo el SEFAC “hot rod” son, sin dudarlo un segundo, mis favoritos. Casi diría que por encima de un 250 GTO.

  • Alperda

    10 de junio de 2011 a las 02:26

    OJO! Hay uno más, y es alemán.

    “Tiene un valor de ocho millones de dólares, que lo convierte en el automóvil de fabricación actual más caro del mundo superando por mucho a anteriores modelos como el Ferrari FXX o el Bugatti Veyron”: El Maybach Exelero

    Eso sí, son todos preciosos!

  • jarnu

    12 de junio de 2011 a las 09:34

    ¿Y el Bugatti Royale Kellner o algo así? Lo recuerdo hace la tira de años con un precio de escándalo.

Deja un comentario