EL Jarama, la catedral española del automóvil

No creo que haya un lugar en España donde se haya entronizado al automóvil en mayor medida que en el circuito del Jarama. En este circuito que el RACE construyó para mayor gloria de nuestro amigo -circuito donde hoy también se alinean los miles de libros y revistas que componen la biblioteca de la Fundación RACE y donde se exponen docenas de coches muy representativos de la historia de la automoción-, la historia de la competición automovilística se palpa en cada recodo y los coches siguen corriendo por su pista, siempre. Es sabido que en España hubo carreras de automóviles ya en el siglo XIX, como las celebradas en Barcelona donde se corrió luego en 1908 y 1909 la Copa Cataluña, celebrándose también, hará ahora un siglo, en tierras castellanas  el GP del Guadarrama, al que siguieron carreras en el Retiro, en la Casa de campo o en la Ciudad Universitaria, hasta legar a los GP de F 1 desarrollados en el circuito barcelonés de Pedralbes en 1951 y 1954.

0004011967jarama4gm5

Pero a pesar de los antecedentes mencionados no existía un circuito estable, “una catedral del automóvil” en nuestro país y, por tal motivo, el RACE fraguó en 1964 la intención de construir un circuito dedicado al deporte automovilístico, pues, para gusto de muchos, los coches son máquinas que corren. Así fue como llegó el día 2 de julio de 1967, día en el cual el Jefe del Estado, el General Franco, acompañado del entonces Príncipe Juan Carlos, del ministro Solís y del Presidente del RACE, el Conde de Motrico, inauguró oficialmente el Circuito del Jarama.

img-visual-22_.jpg_1243586650

Bien es verdad que casi 7 meses antes de su inauguración oficial, el 18 de diciembre de 1966, se celebró la primera carrera en el Jarama, carrera que ganó precisamente un Porsche 911, el de Juan Fernández, que recorrió el circuito a una media de 97,756 km/h, dando la vuelta más rápida en 2 minutos y 3 segundos, a una velocidad media de 101 km/h. Luego, en febrero de 1967, se inició y terminó en el Jarama el Rallie Presidente, siendo Juncadella su ganador, con otro coche más que emblemático, con otro icono, con un Mini Cooper 1300 S. Ya inaugurado el circuito oficialmente, siguió la jornada inaugural del Circuito del Jarama. Se desarrolló el 21 de julio de 1967 tras los prolegómenos previos, jornada que tuvo su ganador en F IV en Miguel Tapias y jornada donde el ganador de turismos -el primer extranjero que subió al podio del Jarama- fue el portugués Gaspar con su Alfa Romeo GTA, venciendo en GT Soler Roig con un Porsche 910. Dos días después eran los F 2 los que corrían en nuestro Jarama, resultando ser el ganador el Lotus 48 Cosworth de Jim Clark (¡Cuántos recuerdos con su nombre!).

0004021967jimclarkmh4

Ese muy bien recordado piloto y su Lotus 49 Ford ocuparían el alto del podio el 12 de noviembre de 1967, cuando los dos fueron los primeros en dar 60 vueltas al Jarama y ganaron el XV GP de España de F 1, la primera manifestación de  la fórmula reina allí desarrollada. Más GP de F1 siguieron a ese primer GP de 1967, concretamente los celebrados en 1968, 1969, 1970, 1972, 1974, 1976, 1977, 1978, 1979 y en 1980, hasta que el 21 de junio de 1981 los coches de F 1 corrieron por última vez en el Jarama, siendo Villeneuve y su Ferrari los ganadores del XXIX GP de España, el último GP de F 1 celebrado en el Jarama. Tanto el ancho de la pista del circuito como su longitud fueron puestos en cuestión, igual que su financiación, cuyas cotas crecientes no parecían asumibles, así como las excesivas exigencias de los organizadores de los GP de F 1, todo lo cual llevó la F 1 a Jerez y a otros lugares  alejados de nuestro Jarama. 0004121968pancartaam3

Pero en nuestro Jarama hubo también F 2 desde 1967, F 3 desde ese mismo año, F 3000 en 1986, sport prototipos desde 1968, así como carreras de motos o de camiones y toda clase de acontecimientos relacionados con nuestro amigo el automóvil como fueron las presentaciones de automóviles españoles que están en nuestros mejores recuerdos, empezando por el Seat 850 Coupé, el Renault 8 TS, los Dodge línea 69, los Mini 1275 C, los Morris y MG 1300, los Seat 131 y un largo etcétera. Así pues, cuando el día 11 de mayo corráis en el Jarama con vuestros amigos, como campeones que sois, recordad a los campeones que allí lo fueron, a los amigos que los llevaron a sus mandos y a la historia que escribieron. Brindad también por el futuro de esa catedral de la automoción a la que todavía esperan muchos días y jornadas de culto al automóvil, que allí ve el Cielo.

25107

Bibliografía Esta vez se menciona enseguida: el exhaustivo libro que Pablo Gimeno y el RACE han dedicado al Jarama, libro que os recomiendo porque en él está todo el Jarama.

Escrito por Ramón Roca, patrono de la Fundación RACE.

Extra Lap

Obras-circuito

Antes de 1967…

JM-JARAMA01-003

Incluso Speedhunters viene al Jarama alguna vez

Y muchas fotos vintage en este hilo.

Extra Lap 2

La inauguración del Jarama en vídeo.

Artículos relacionados

9 comentarios en “EL Jarama, la catedral española del automóvil”

  • ToRoCar

    26 de abril de 2013 a las 09:25

    Es un circuito muy bonito, compacto pero técnico y divertido a la vez que no te deja descansar ni un segundo.
    Gracias, estos artículos te llevan al pasado, aterrizar en el presente y pensar en el futuro.

  • EL Jarama, la catedral española del automóvil

    26 de abril de 2013 a las 11:20

    […] EL Jarama, la catedral española del automóvil […]

  • Staff

    Jorge Azcoitia

    26 de abril de 2013 a las 17:04

    Que de anécdotas tengo en este circuito. Qué ganas tengo de volver a rodar allí en cuanto vuelva a Madrid.

    Espero que lo paséis genial en el trackday de 8000vueltas.

  • ramón

    26 de abril de 2013 a las 18:52

    Oscar, imposible acompañar mejor mis palabras, sentidas como pocas vbeces escribí.
    ¡ Qué ilustraciones !

  • jot

    26 de abril de 2013 a las 20:29

    El trazado auntiguo tiene muy buena pinta! Casi me gusta mas que el actual :-)

  • Javiero

    27 de abril de 2013 a las 08:44

    Buen artículo, ojalá sirva para sacar al circuito del estado de semiabandono en el que se encuentra. Sólo dos eventos son promocionados en el circuito: la carrera de camiones y el Vintage Festival. Ni los socios como yo recibimos alguna información sobre las pruebas a desarrollarse, teniendo como única comunicación el pago de cuota y la invitación a la fiesta final. El museo siempre está cerrado, y es una pena pues alguna joya ahí dentro.
    Y menos mal que de un tiempo a esta parte parece que se ha empezado a hacer alguna cosilla, como adecentar la web…

  • Alex ITF

    29 de abril de 2013 a las 13:43

    He vivido algunas de mis mejores experiencias al volante en este circuito y cuando lees toda la historia, curiosidades y hazañas tan bien contadas, estos recuerdos suben de categoría.

    Muy buen artículo.

  • ramón

    30 de abril de 2013 a las 13:42

    Gracias por vuestras palabras, Jorge y Jot.
    ToRoCar y Alex ITF, la mente humana con un funcionamiento fisiológico, tiende a olvidar lo desagradable y a recordar, incluso a embellecer, lo grato, lo que os digo porque en el Jarama se vieron y se vivieron muchas hazañas que naturalmente no se olvidan y cuyo recuerdo ayuda a vivir.
    Javiero, creme que se toma nota de tus palabras y, además, se agradecen.

  • Guía definitiva del Circuito del Jarama; especial 8000vueltas Experiences – 8000vueltas.com

    6 de mayo de 2013 a las 21:50

    […] del Circuito del Jarama en 8000vueltas.com. Hace poco Ramón Roca lo bautizaba como: “La catedral española del automóvil“. Y no le falta razón porque es, con total seguridad, el circuito más […]

Deja un comentario