Prueba Subaru Impreza WRX STi, 1ª parte: ¡tierra!

Para los impacientes…

Subaru Técnica Internacional… ahora ya sabemos qué significa ¿Impresionados? Yo sí. Cuando leí el artículo de Lasheras me dí cuenta de que mis conocimientos sobre Subaru presentaban muchas lagunas, lagunas muy interesantes. Si ya tenía ganas de probar un Impreza… ¡ahora más!

Pues dicho y hecho, tenemos el Impreza WRX STi, mucho tiempo después de que asistiéramos a su presentación en Madrid allá por Febrero de 2008.

Como la mayoría de la gente en España, siempre he asociado a Subaru con los rallyes. Así que, cuando supe que tendríamos la posibilidad de probar el STi, lo primero que hice fue pensar el lugar adecuado para ello: tenía que haber tierra, barro, asfalto y, aunque esto ya fue mucho pedir, nieve.

La planificación está muy bien, pero para empezar era necesario ir a recogerlo; y así comenzó esta nueva aventura, en el 2º sótano de un parking. Exteriormente, no llamaba en absoluto la atención entre los demás coches, cualquiera diría que vamos a recoger un coche de 300 caballos. El nuevo Subaru Impreza WRX STi no es una berlina, ¡es un compacto! No es azul, no lleva alerón y las llantas no son doradas, ¿me habré equivocado de modelo? Al menos la gran abertura del capó para refrigerar el intercooler (situado horizontalmente encima del bloque-motor) y las pinzas Brembo con las iniciales STi no habían desaparecido. El espectáculo que formaba a su paso el modelo anterior (con cuatro detalles de configuración racing) brilla por su ausencia en el nuevo. La discrección es un valor en alza, parece.

Nuestra unidad no montaba las llantas BBS, ni el navegador, ni los asientos Recaro… lo que dejaba este Impreza algo flojo de atractivo (todo este equipamiento viene de serie en la versión Sport Plus). Hablo de esa sensación que proporciona un coche especial cuando te sientas en él, antes de arrancarlo incluso; este Impreza parece un poco soso. ¿Dónde están los 3 campeonatos del mundo de rally? Deben de estar en la guantera o bajo el capó, porque a la vista desde luego que no están.

Por dentro las cosas están igual, o peor. La calidad del interior, lejos de ser mala, no es muy perceptible; parece que hay demasiados plásticos de tacto no precisamente agradable. Además, el techo es altísimo, dando la sensación de estar sentado en un monovolumen. La sensación general del interior es poco optimista… hasta que empezamos a tocar lo esencial. Volante, correcto; le sobran los botones, pero tiene buen tacto. La palanca de marchas, dura y corta, presagia una caja de cambios muy deportiva y que dará muchas satisfacciones. Pedales, duros y bien colocados, a ver lo que dan de sí. Asientos, satisfactorios, pero poco agarre lateral.

Quizá sea hora de arrancar el motor y olvidarnos de estas menudencias: giramos la llave y su sonido nos decepciona. ¿Cuatro tubos de escape para esto? Pues bien, este es el último punto flojo de hoy para el Impreza porque nos ponemos en marcha y todo empieza a ir como la seda.


Como digo, el sonido del motor no es especialmente bueno, pero el de la transmisión está muy presente en el habitáculo y, cuando estiras las marchas, invita siempre a más, quieres seguir sintiendo cómo la mecánica se va revolucionando: motor, diferenciales, transmisión… un sonido de transmisión que, por cierto, me recordó al del Audi RS 4 (llamadme loco).

El motor es un 2.5 litros de 4 cilindros en disposición bóxer acompañado de un turbo de gran tamaño que le otorga unos imponentes 305 caballos y 407 Nm de par. Pero lo importante no es la potencia que entrega, sino cómo la entrega. Y en este caso, a pesar de ser un motor turbo, pronto nos percatamos de que funciona mejor arriba, muy arriba. El par máximo se sitúa en las 4000 rpm, pero a partir de ahí el motor comineza a empujar de un modo salvaje e implacable y no desfallece hasta las 6000 rpm, dejando todavía unas 700 vueltas más hasta el corte. Curiosamente, cuando creíamos que empezaría a desfallecer, era cuando cobraba vida de verdad. Está claro que el turbo de gran diámetro seleccionado (IHI VF48) facilita su rendimiento a altas vueltas y pasa desapercibido en bajas, y parte de la zona media.

Pero en tierra no tenía pensado meter 6ª para ir desahogado, por lo que no me importaba demasiado. En realidad lo que quería era usar 1ª, 2ª y 3ª y probar los diferentes ajustes del diferencial central en busca de las ansiadas sensaciones de WRC. Para empezar a ir rápido, hay que ir descartando opciones, pues en el Impreza hay varias. El nuevo Impreza STi ofrece un sistema llamado SI-Drive que nos da la posibilidad de elegir entre tres mapas de entrega de potencia: Intelligent, Sport y Sport Sharp.

El modo Intelligent, efectivamente, es un inteligente modo de ahorrar consumo, ya que hace que el coche se quede muerto cuando aceleramos. Tiene un mapa de inyección muy conservador y, sinceramente, es una muy buena opción para movernos en el día a día o por ciudad. Así evitaremos sofocones al comprobar el consumo.

El modo Sport le da un punto de emoción a transportarse con el Impreza, el coche ya anda cuando se le pisa, pero todavía no parece que tengamos 300 caballos a nuestra disposición.

El modo Sport Sharp nos sacará de dudas: el Impreza STi tiene toda la potencia que había de tener, un empuje espectacular y una entrega de par que puede hacer que, llevándolo en el régimen adecuado, se convierta en un coche muy difícil de seguir en tramos revirados.

En la tierra, con los controles desconectados, nos permite deslizarnos de una curva a otra con el coche totalmente de lado. La capacidad de tracción de este avanzado sistema de tracción integral, de los “de verdad”, es algo impresionante. Incluso con los neumáticos de asfalto montados se pueden hacer efectivas salidas al estilo launch control, realmente increíble.

Grava, tierra, barro… El Impreza puede con todo. Lo más grave de todo es que cuanto más rápido vas mejor te parece que responde el coche ante los firmes irregulares. Lo digo de manera literal, en una pista de tierra en la que  30km/h vas “sufriendo” todas las irrgularidades, a 100 km/h parece que vueles sobre ellas, siempre pidiendo más acción.

Dicho esto, la efectividad de la tracción queda fuera de toda duda, pero, ¿y la diversión?. Pues el Impreza STi ofrece tres modos de diversión, o de tracción según a quién le preguntes.

El control sobre la gestión del diferencial central, Drivers Control Centre Differential, nos da la posibilidad de disfutar de comportamientos diferentes. Tenemos la posibilidad de la gestión manual (altamente desaconsejada si no estamos seguros de lo que hacemos), que permite bloquear el diferencial central, y los tres modos automáticos (Auto, distribuye el par de un modo adecuado según la adherencia disponible; Auto –, más par en el eje trasero (41/59); Auto +, más par en el eje delantero). Explicaros cómo actúa cada uno de ellos podría dar para un artículo completo, por lo que lo mejor será que lo hagan los profesionales en este condensado vídeo de 8 minutos:

Todo sencillo, ¿verdad? No, no es en absoluto sencillo. Este es uno de los puntos que más me han sorprendido de este coche, no es nada intuitivo. Y no hablo sólamente de la gestión del diferencial central, que en posición “Auto -“ provocaba que el coche se comportara como un tracción trasera (aunque subvirador al límite) y en “Auto +” que traccionara como una mala bestia, sacando partido a toda la efectividad de su complejo sistema de tracción. No es sólo eso, no. Es un coche que marca las distancias cuando se conduce, al menos conmigo, y requiere que nos habituemos a él poco a poco. Sobre todo en asfalto, pues en tierra se comporta de manera mucho más intuitiva y menos caprichosa; al principio era más fácil ir rápido con él por tierra que por asfalto (nada que no arregle, por otra parte, un poco más de adaptación o un mejor piloto).

Pero volvamos al sistema de diferenciales: el sistema consta de un autoblocante mecánico delantero y tipo Torsen trasero. El diferencial central es más complejo, se trata de un embrague que permite la desconexión temporal de ambos trenes más un diferencial de delizamiento limitado gestionado electrónicamente que transmite una cantidad variable de par al tren posterior, permitiendo ajustarlo a voluntad.

En los tramos de baja adherencia el Impreza sienta como un guante al piloto, transmite mucha seguridad y nos permite sortear todo tipo de obstáculos, como nuestro miedo a no dar la siguiente curva. En tierra se gira con el acelerador y el freno es mejor utilizarlo en días especiales. La dirección no informa de casi nada salvo de que las ruedas delanteras se están agarrando hasta a la última piedrecita del camino para pasar lo más rápido posible por allí.


Enlazando las curvas por diversión, la secuencia es la siguiente: frenamos en línea recta, giramos, soltamos un poco el gas por un instante y pisamos de nuevo con contundencia, la trasera trata de adelantarnos y hacemos un rápido contravolante. En estas circunstancias es un coche muy divertido. Si lo que queremos es efectividad, lo mejor es elegir el modo de tracción adecuado y dejar al coche trabajar por ti, como si estuviésemos en barro. Lo vemos a continuación.

La tierra no detiene al Subaru Impreza, y tampoco lo hace el barro. Cuando queremos divertirnos utilizamos el modo de tracción “Auto -“, cruzarnos a la salida de las curvas en un tramo de tráfico cerrado es de lo más divertido que podemos hacer con este coche. Pero cuando el barro es el elemento en el que nos movemos, lo mejor es pasar al “Auto +”, la efectividad es la protagonista y es necesario apuntar hacia dónde queremos ir, el resto consiste en pisar el acelerador y esperar. El coche lo hace todo por ti, y provoca que te sobrevalores como piloto.

Extra Lap

Nos vamos a lavar el coche, pronto llegará la 2ª parte: ¡asfalto!

Artículos relacionados

25 comentarios en “Prueba Subaru Impreza WRX STi, 1ª parte: ¡tierra!”

  • drunken_clam

    19 de Abril de 2010 a las 01:36

    Me habéis doblado las ganas que tenía de comprar algún día un STI…

    Un STI no lo disfrutas si no lo has pasado por tierra y barro, está claro.

  • neich_clarke

    19 de Abril de 2010 a las 10:06

    pero q cabr….(en el buen sentido ;)) como ya dije en el anterior post de subaru cada día me gusta más, y bueno siempre esta la versión sport plus con las llantas doradas, q gana muxo. de verdad no sabéis q envidia sana, y esq este coxe me está poniendo difícil mi elección entre este y el evo cuando esta se produzca, seguramente por navidades… lo dixo esperamos YA la segunda parte y como siempre gracias por darme la posibilidad de ir de copiloto con vosotros, enhorabuena por todos los artículos y en especial por las pruebas.
    p.d. siempre q hablo de evos hablo de VI o el IX, para mi el X no me convence, muxo muxo peso. saludos

  • ivanmex

    19 de Abril de 2010 a las 11:00

    Pecado!!! no tiene los rines dorados…

  • ivanmex

    19 de Abril de 2010 a las 11:08

    Bueno es que en mi país todos vienen con los rines dorados, no hay versión de acceso…¬¬

  • juan

    19 de Abril de 2010 a las 12:34

    a la espera de la 2ªparte, si es la mitad de buena que la primera me conformo…cada dia me gusta mas el impreza nuevo, lo estais consiguiendo!!!una pregunta que modelo de neumaticos lleva si no es mucho preguntar, y medida creo que es 245/40/18 no?

  • Javiero

    19 de Abril de 2010 a las 12:35

    Ofú como os lo habeis pasao eh…
    Jo que envidia

  • maki_21

    19 de Abril de 2010 a las 14:56

    Yo quiero uno y un juego de llantas y gomas de tierra para ir a por setas XD!

  • Xavih

    19 de Abril de 2010 a las 17:12

    Debo reconocer que la primera vez que vi este nuevo Impreza me lleve una cierta desilusion. Acostumbrado a los tres volumenes tradicionales en esta marca no acababa de verle unas formas demasiado acertadas, sobre todo la trasera. Pero no se como lo haceis chicos pero todo lo que acaba en vuestra manos (y pies) se me vuelve mas apetecible. Por cierto, si no es mucho preguntar ¿ donde habeis hecho esta toma de contacto? . el sitio me parece espectacular…

  • RatON

    19 de Abril de 2010 a las 17:58

    En todas las fotos se ve que os lo habéis pasado de maravilla. Qué más me da a mí la calidad de los plásticos interiores cuando se trata de disfrutar?

  • SR20DE

    20 de Abril de 2010 a las 10:42

    se ve que no os habeis aburrido…
    gran articulo y unas fotos impresionantes!! a ver si grabais algun video haciendo el cabra, digo haciendo la prueba jeje

  • ramón roca maseda

    20 de Abril de 2010 a las 12:18

    Bien, Oscar, bien, me dejas con la sensación de haber ido sentado a tu lado durante la prueba y, consecuentemente, taquicárdico pero contento.

  • Autor Staff

    delarosa

    20 de Abril de 2010 a las 15:06

    @juan
    Efectivamente, esa es la medida. Dunlop SP 600 245/40/18. En la 2ª parte tocamos este tema.

    @Xavih
    Ha sido hecha en la pista de tierra secreta que rodea el circuito secreto de 8000vueltas, en emplazamiento secreto. Lo siento, pero tenemos costumbre de no decir los sitios a donde vamos a probar los coches. Sólo te diré que el que busca encuentra y con herramientas como Gmaps puedes encontrar auténticas locuras. Aunque nada como la exploración in situ.

    @Ramón Roca Maseda
    No sé si estarías muy a gusto de copiloto en tramos como estos. Ir por tierra de copiloto pone el corazón de la boca a más de uno, incluido yo.

    Saludos!

  • Luis Gaton

    20 de Abril de 2010 a las 20:07

    Como siempre, excelentes fotos!!
    Menos mal que el STI sigue siendo una mala bestia…acabo de probar el 2.0R de 150CV y el motor decepciona mucho, no tanto la suspensión y dirección
    A ver esa segunda parte!!!

  • Txema

    21 de Abril de 2010 a las 01:39

    Articulazo!

  • ivanmex

    21 de Abril de 2010 a las 18:00

    En algunas revistas he leido que el WRX acelera mejor que el STI, ustedes cómo ven eso???

  • Pedro

    28 de Abril de 2010 a las 12:45

    Yo creo que apoyarse en el mundial de rallies para meter este coche en tierra es un poco absurdo. Los coches del mundial de rallies llevan unas especificaciones de suspensión, ruedas,estabilizadoras, etc adecuadas a cada rallie.No os imagineis que un Loeb va a meter el C4 con especificaciones de asfalto en un tramo de tierra puesto que se lo cargaría en un par kms.

    Desde mi punto de vista meter en tierra un coche con llanta 18 y perfil 40 en estas condiciones no pasa de ser una gambada que ninguno osaría hacer si el coche fuese suyo.

    La prueba en asfalto me ha gustado.

    Un saludo

  • Renault 8 TS, 1968-1976 - 8000vueltas.com

    29 de Abril de 2010 a las 23:00

    […] nuestro 8 TS? A mi se me ocurren estas opciones: Ford Focus RS, Mitsubishi EVO, Seat León Cupra o Subaru Impreza WRX STI… repito, salvadas las […]

  • Prueba Mitsubishi Lancer Evolution MR TC-SST - 8000vueltas.com

    30 de Abril de 2010 a las 00:43

    […] que vayamos más rápido con más naturalidad. ¿Será este el caso? Recordemos que su archi-rival, el Impreza STi, no me pareció un coche al que fuera fácil […]

  • Prueba Nissan GT-R, circuito de Jumilla - 8000vueltas.com

    11 de Julio de 2010 a las 17:10

    […] en la suspensión y sistema de frenos.Ppero hoy no iba a ser el día de las diferencias entre el Subaru WRX STI de calle y este… ni tampoco de los dos BMW 130i con los que se imparten cursos de drift, ni […]

  • Prueba Subaru Impreza STI Sedan, berlina con pretensiones - 8000vueltas.com

    22 de Junio de 2011 a las 12:52

    […] que el Subaru Impreza STI compacto (me niego a llamarle Hatchback) que probamos en 8000vueltas en Tierra, Parte 1 y Asfalto, Parte 2. En serio, si queréis saber como va el coche, la respuesta la tenéis en esos 2 […]

  • 8000vueltas.com cumple cuatro años » Blog Archive » Preview 8000vueltas.com V2

    3 de Diciembre de 2011 a las 18:27

    […] hemos cumplido un sueño, una prueba comparativa de dos grandes de los rallyes: Mitsubishi EVO X Vs Subaru Impreza STi. Fue una delicia poder sentir de primera mano las sensaciones más bestias a lomos de cuatro ruedas […]

  • jorge j

    22 de Febrero de 2012 a las 15:00

    comentario de gente en la calle dicen que el motor de este auto del 2009 es medio malucho 0 flojo es verdad pues segun se ve en fotos no parece ser asi aunque puede ser en relacion del tiempo en uso del auto

  • 8000vueltas.com cumple cuatro años - 8000vueltas.com

    22 de Mayo de 2012 a las 00:41

    […] cumplido un sueño, una prueba comparativa de dos grandes de los rallyes: Mitsubishi EVO X Vs Subaru Impreza STi. Fue una delicia poder sentir de primera mano las sensaciones más bestias a lomos de cuatro […]

  • Prueba Subaru WRX STI, domina la tierra – 8000vueltas.com

    3 de Septiembre de 2014 a las 09:12

    […] a punto: Motor en Sport Sharp y diferencial en Auto – (¿no te enteras? Todo explicado aquí, dedícale un rato si quieres saber las opciones de conducción que ofrece un […]

Deja un comentario