Con todos ustedes, el KTM X-BOW: la prueba

Ya lo podemos decir, por fin: hemos probado el KTM X-BOW. La verdad es que no es posible decir que para nosotros haya sido una prueba cualquiera, al uso. No hace falta pensar mucho para encontrar la razón principal: es que el KTM X-BOW no es un coche al uso. Hay argumentos más que suficientes para llegar a esta conclusión.

IMG_8462

Si nos vamos fijando en cada uno de los aspectos del diseño, no daremos cuenta de que éste no incorpora ni estrena ninguna nueva tecnología, todo lo que monta ha sido inventado y más que probado. Con esto, no pretendemos trasmitir que sea un coche desfasado tecnológicamente; todo lo contrario, está a la última en tecnología. La verdadera riqueza de este KTM X-BOW es la combinación de una serie de tecnologías y planteamientos que hacen de este modelo un coche inédito, único y muy original.

IMG_8479

Un coche sin techo, sin parabrisas, sin puertas y con una recomendación expresa de utilizar casco. Para empezar, tendremos que echar mano de un término asociado a los circuitos para definirlo: se trata de una barqueta (o un fórmula) de dos plazas. Y ahora me pregunto yo, ¿cuántas barquetas se ven por la calle a diario? Ya sólo esta razón bastaría para argumentar el exotismo del KTM. También me parece apropiado definirlo como un kart grande. Recuerdo pocos coches de este estilo que se hayan vendido y matriculado recientemente a una escala razonable. El más representativo puede ser el Renault Sport Spyder de 1996 o el Ariel Atom de 2003. Y, si ya aceptamos parabrisas abatible, podríamos nombrar hasta al famoso y simpático Citroën Mehari de 1968 o al longevo Jeep de 1941.

Renault Sport Spyder

Qué decir del chasis de fibra carbono. Y ya sabéis de sobra lo que supone este tipo de chasis: ligereza, rigidez,… prestaciones al fin y al cabo. Este tipo de chasis monocasco ha sido una licencia exclusiva de los superdeportivos desde principios de los ‘90. Desde hace días, venimos discutiendo cuál fue el primer coche de calle y pensamos que fue el Bugatti EB110 de 1991. Si es que hablar chasis de carbono es hablar palabras mayores. Y aquí radica un hito muy importante de este KTM X-BOW: hacer por primera vez relativamente accesible un chasis monocasco de fibra de carbono. Esto ha sido posible seguramente gracias a un desarrollo importante en los procesos de fabricación de materiales compuestos para abaratar costes de producción. También es destacable el ejercicio de diseño a la hora de carenar discretamente ese chasis monocasco a base de paneles, como si se tratase de una moto cualquiera. Algo tenía que heredar del mundo de las motos el primer coche que diseña KTM, una empresa dedicada desde su fundación en 1934 a las motos en cuerpo y alma.

Bugatti EB110

En el apartado de suspensiones por triángulos superpuestos, la nota la ponen las suspensiones tipo push-rod con muelles y amortiguadores a la vista que no pueden recordar nada más que a automóviles diseñados expresamente para la competición de muy alto nivel o a superdeportivos.

Push Rod

Todo el compendio de tecnología citado va acompañado, como no podía ser de otro modo, de un motor central trasero. Pero no en la clásica disposición longitudinal, sino trasversal. Esta posición central, trasera y trasversal es ya bastante común en coches de concepto semejante, como el Opel Speedster, y es la responsable de una descarada asimetría en la distribución de pesos (63% detrás frente a 37% delante). Pero a mí no me puede dejar de recordar a un tal Lamborghini Miura con su V12 atravesado detrás de los asientos. En KTM no han querido arriesgar (han sido listos) y han elegido el que posiblemente sea el mejor motor 4 cilindros gasolina actualmente: el archiconocido 2.0 TFSI en su versión de 240cv que ya monta el SEAT León CUPRA. Un motor que aúna grandes dosis potencia y una más que aceptable contención en su consumo, lo cual no está de más aunque se trate de un coche de estas características. Y para refrigerar radiador e intercooler, qué mejor que instalar unos pontones al más puro estilo fórmula.

Lamborghini Miura motor

Todo esto, que ya es bastante, distingue al KTM de cuatro ruedas del resto de automóviles que circulan por las carreteras. KTM ha realizado un gran trabajo de combinación de vanguardistas tecnologías de competición ya existentes sin recurrir a unos costes desorbitados. Al menos sobre el papel se trata de una idea brillante, ¿lo será sobre la carretera? Pronto lo veremos en profundidad y, para que no os perdáis, os dejamos el índice con todos los artículos de la prueba.

IMG_8473

Índice de artículos

Previo: Gama KTM X-BOW, ¿Cuál interesa?

Parte 1, los defectos

Parte 2, toma de contacto


Parte 3, adaptación a la barqueta


Parte 4, éxtasis al volante

Parte 5, el show car que lleva dentro


Extra Lap (Por delarosa)

Cómo ha crecido 8000vueltas, resulta increíble. Pruebas como las del KTM nos parecían un sueño hace nada (y nos lo siguen pareciendo), pero ahora son posibles. Entre otras cosas, gracias a la colaboración de KTM España y a Elancar (distribuidor del KTM X-BOW para la zona centro). Gracias a su esfuerzo ha sido posible hacer la completísima prueba que os presentamos esta semana. En su apretado calendario han encontrado el modo de dejarnos el coche el tiempo necesario para hacer este exhaustivo análisis. Cuando, al final de la prueba, os hayamos convencido para compraros un X-BOW no tenéis más que dirigiros a ellos, pues os encontraréis con un equipo de profesionales que os atenderán y os sabrán asesorar en vuestra compra ya que, aparte de su buen hacer, viven este mundo con pasión. Como nosotros.

Mientras escribo alguna de las partes de la prueba recuerdo las primeras imágenes que tuve de este coche en directo. Hace ya más de dos años, 8000vueltas nacía en ese mismo mes, que lo veía en el Salón de Ginebra. Ahora releo lo que pensaba cuando lo veía en un inaccesible stand en algún salón del automóvil y no puedo evitar emocionarme.

Impresiones del KTM en el Salón del Automóvil de Ginebra (03/2007)

El KTM, tenía un stand para el solito, y una luz fantástica. Me encanta este coche. No sé por que, pero el Atom también me llama. Puede que tenga que ver que el Elise sea mi coche preferido (vamos, uno de tantos) pero es una filosofía de deportivo que me puede. Y este en concreto me parece demoledor.

Impresiones del KTM en el Salón del Automóvil de Madrid (06/2008)

Aunque no es novedad, ya lo habíamos visto en Ginebra el año pasado, era la primera vez que en España se presentaba el modelo X-Bow, quizá la propuesta más radical del evento (sin olvidar la carver). KTM ha desarrollado un producto con un aspecto inmejorable y con un planteamiento mecánico que no deja lugar a dudas: Este coche es un misil!!

El propulsor de origen Audi es un TFSI de 240 caballos no debe tener problemas para catapultar el ligerísimo chasis realizado por Dallara. Con un peso total de 825 kg, promete sensaciones muy fuertes. Y no sólo por sus prestaciones, sino también por las sensaciones provoca un coche sin parabrisas ni puertas. Un coche que te permite sentir todo lo que tienes a tu alrededor.

Tiene una estructura muy similar a la de un monoplaza, con el motor tras el asiento y los radiadores a los lados del piloto. Además del tirante que mantiene la plataforma que conduce el aire hasta el mismo. Lo único que me preocupa es el mantenimiento de la fibra de carbono. Y no sólo de cara a los golpes, sino también a como envejecerán esas piezas que resultan fundamentales en la resistencia del chasis, pues ya se sabe que el carbono ha de recibir un cuidadoso mantenimiento para que no pierda prestaciones.

Artículos relacionados

21 comentarios en “Con todos ustedes, el KTM X-BOW: la prueba”

  • drunken_clam

    20 de julio de 2009 a las 16:06

    Puff, menudo índice, toda una declaración de intenciones.

    Me quedo con dos apuntes, suspensión “push-rod” y fibra de carbono que necesita mantenimiento, buscaré información al respecto porque parecen dos aspectos interesantes del X-Bow, uno para bien, y el otro para no tan bien (¿desmontarlo hasta el chasis para efectuarle el mantenimiento?).

    Siempre he querido ver una comparativa entre el Atom y el X-Bow, pero nunca he encontrado nada.

    PD: Primer capítulo, los defectos, antes de nada. No encontraría mejor forma de empezar, siempre suelen quedarse los aspectos negativos en segundo plano, donde quedan eclipsados por las bondades de cualquier modelo, y viéndolos al principio quedan más patentes para saber realmente lo bueno y malo que es un modelo. Chapó.

  • Staff

    delarosa

    20 de julio de 2009 a las 16:55

    @drunken_clam
    Gracias por el comentario.
    La verdad es que, a pesar de que el comentario acerca del mantenimiento del carbono fue mío, no creo que el KTM tenga problema alguno en ese sentido. Tenerlo cerca y poder explorarlo te aclara bastantes cosas de este modelo.
    Creo que con algo de tiempo y una llave Allen se podría desmontar el coche entero hasta dejar sólo el monocasco, lo que facilita la sustitución y mantenimiento es este aspecto.
    Lo que me hizo pensar sobre el mantenimiento de la fibra carbono es la tendencia de los fórmulas más veteranos a acumular pequeños golpes, indetectables a simple vista, lo que puede provocar la ruptura de algunos componentes sin previo aviso.
    Por otro lado,también es cierto que es asombrosa la calidad de las fibra de carbono que tiene KTM. Además de un acabado que sonrojaría a muchos especialistas ofrece unos valores de rigidez altísimos para un uso normal y en circuito.
    En este enlace TREK explica lo que comento del mantenimiento de una manera muy gráfica.

    Saludos

  • Fioravanti

    20 de julio de 2009 a las 19:41

    Un dato curioso de la fibra de carbono del X-Bow, es que KTM decidió comprar la empresa que les fabrica el chasis, Wethje Carbon Composites.

  • Typhoon

    20 de julio de 2009 a las 22:40

    Espectacular lo que viene para el verano….. menudo índice
    también opino que poner los defectos en el primer articulo es un acierto, dando un enfoque distinto a todo lo que estamos acostumbrados a leer.

    Estaré “sinonizado” a la espera de engullir esos pedazos de articulos…

  • aym

    21 de julio de 2009 a las 01:08

    pero que pedazo de pagina desde que la leo no para de sorprenderme su calidad y su pasion por el automovil puro(muestra de ello es aquel articulo que me hizo reir mucho sobre las pruebas de coches verdes jeje)seguir asi llegareis lejos

  • NIPO

    21 de julio de 2009 a las 05:58

    Vaya declaracion de intenciones! Espera ansiosa

  • Juan Lasheras

    21 de julio de 2009 a las 20:07

    Que valientes son en KTM, en una época como esta arriesgarse a sacar un producto así. Bravo por ellos, me dan ganas de comprarme una KTM solo para contribuir a que sigan haciendo cosas de este estilo.

    PD: seguna parte YA!

  • Prueba KTM X-BOW. Parte 1, los defectos - 8000vueltas.com

    22 de julio de 2009 a las 10:56

    […] Radares « Con todos ustedes, el KTM X-BOW: la prueba […]

  • Gama KTM X-Bow, ¿cuál interesa? - 8000vueltas.com

    22 de julio de 2009 a las 11:05

    […] Con todos ustedes, el KTM X-BOW: la prueba […]

  • Prueba KTM X-BOW. Parte 2, toma de contacto - 8000vueltas.com

    24 de julio de 2009 a las 04:44

    […] Con todos ustedes, el KTM X-BOW: la prueba […]

  • Prueba KTM X-BOW. Parte 3, adaptación a la barqueta - 8000vueltas.com

    27 de julio de 2009 a las 05:08

    […] Con todos ustedes, el KTM X-BOW: la prueba […]

  • Por la Carretera (I) | Viciomotor.es

    28 de julio de 2009 a las 04:24

    […] chicos de 8000vueltas le han puesto la mano encima al genial KTM X-BOW. Esta frase de delarosa lo resume todo: “Lo que en otro coche sencillamente aterra, en el KTM […]

  • Akrapovič da la nota en el Nissan GT-R - 8000vueltas.com

    29 de julio de 2009 a las 00:19

    […] pronto de Akrapovič en la prueba del KTM? […]

  • Prueba KTM X-BOW. Parte 4, éxtasis al volante - 8000vueltas.com

    29 de julio de 2009 a las 11:44

    […] Con todos ustedes, el KTM X-BOW: la prueba […]

  • Parte 5, el show car que lleva dentro - 8000vueltas.com

    31 de julio de 2009 a las 17:31

    […] Con todos ustedes, el KTM X-BOW: la prueba […]

  • 8000vueltas.com cumple tres años - 8000vueltas.com

    17 de marzo de 2010 a las 01:34

    […] ellas en exclusiva. ¿Quién más os habría podido traer la prueba de un Porsche 911 GT2?, ¿Y del KTM X-Bow? Pocos modelos, o ninguno, ofrece el mercado que sean tan excitantes. Coches muy exclusivos, entre […]

  • Prueba Nissan GT-R, circuito de Jumilla - 8000vueltas.com

    11 de julio de 2010 a las 17:11

    […] los dos BMW 130i con los que se imparten cursos de drift, ni tampoco los speed car, ni tampoco el KTM X-Bow potenciado y con sistema de escape completamente […]

  • 8000vueltas.com cumple cuatro años - 8000vueltas.com

    23 de marzo de 2011 a las 14:59

    […] la del Porsche Boxster Spyder: el coche a la venta más apetecible actualmente (salvo, quizás, un KTM X-Bow). No sé si fue sólo el coche o el probarlo a cielo abierto entre los árboles en una noche de […]

  • Michelin Pilot Performance Days 2011. Sí, nosotros también hemos ido. - 8000vueltas.com

    21 de julio de 2011 a las 23:27

    […] más adelante me encuentro una pintoresca caravana de vehículos especiales, casi me da un infarto: KTM X-Bow, Alpina, Wiessmann GT MF4, Renault Megane RS, Porsche GT3 by Manthey, Nissan GT-R, Ferrari 458, […]

  • Trackday Portimao, 77 fotos de infarto - 8000vueltas.com

    2 de diciembre de 2011 a las 13:04

    […] del 964 Turbo berenjena os fijasteis en los coches con los que compartíamos pista: barquetas, KTMs, Ultimas, Caterham.. y quedasteis con ganas de ver el material rodante que por allí había. […]

  • Prueba Norma M20FC, la teoría - 8000vueltas.com

    30 de diciembre de 2011 a las 14:45

    […] respecto a lo más salvaje y efectivo que haya conducido. Si un Porsche 997 GT2 da miedo y un KTM X-Bow parece el culmen de la pureza al volante es porque no conocemos nada más allá. En contra de mis […]

Deja un comentario